ap4.jpg

Ultima actualización

Martes 03 Junio 2014, 17:21

PDFImprimirE-mail

Las áreas protegidas en la Constitución Política del Estado

La nueva Constitución Política del Estado de 25 de enero del 2009, incluye en el artículo 385 la mención de las áreas protegidas:

 


---Artículo 385.

  1. I. Las áreas protegidas constituyen un bien común y forman parte del patrimonio natural y cultural del país; cumplen funciones ambientales, culturales, sociales y económicas para el desarrollo sustentable.

  1. II. Donde exista sobreposición de áreas protegidas y territorios indígena originario campesinos, la gestión compartida se realizará con sujeción a las normas y procedimientos propios de las naciones y pueblos indígena originaria campesinos, respetando el objeto de creación de estas áreas.

 

En el artículo se pueden destacar los siguientes aspectos:

1. Se definen a las áreas protegidas como bien común y patrimonio natural y cultural del país; es decir que es un bien de todos los bolivianos; tanto de las actuales como de las futuras generaciones y como todo bien común y patrimonio del país, las áreas protegidas son inembargables, imprescriptibles, inalienables, etc.

2. Se define claramente las funciones que deben cumplir las AP, estableciendo que estas son cuatro: funciones ambientales, culturales, sociales y funciones económicas. Esto con el fin principal del desarrollo sustentable (es decir un desarrollo equilibrado entre conservación y beneficios de la población).

3. Además precisa el modelo de conducción del manejo de las áreas, expresando que específicamente allá donde las AP coinciden con territorios indígena originario campesinos, se realizara la “gestión compartida” de las áreas protegidas entre el Estado (como entidad responsable por la administración de los bienes y patrimonio del país) y los pueblos que viven dentro las áreas, en base a las normas (usos y costumbres) de estos últimos; es decir respetando los derechos de propiedad de la tierra, el derecho de uso de la tierra, derecho al uso sustentable de los recursos naturales y biodiversidad en sus territorios, y a organizarse para la gestión de estos recursos.

4. Finalmente establece que la gestión será con respeto al objeto de creación de las áreas protegidas; es decir tanto el Estado como los pueblos deben hacer la gestión compartida respetando los valores naturales y culturales del pueblo boliviano por los cuales fueron creados.

joomla template